Las ventajas de un difusor de aromas para tu negocio

 En Sin categoría

Toda empresa que se precie tiene unas características muy bien definidas. Desde un logotipo hasta unos colores corporativos, pasando por unos valores o una visión muy concreta del sector al que se dedica.

Esto es así porque cada marca quiere diferenciarse de las demás, y lo que es aún más importante, quiere que los clientes y usuarios perciban esa diferencia, para lo que utiliza todas las técnicas de marketing que tienen a su alcance.

Existen infinidad de tipos de marketing, pero hoy queremos centrarnos en el marketing olfativo utilizando un difusor de aromas, y en todas sus ventajas.

¿Qué es el marketing olfativo?

Es una técnica de marketing basada en la capacidad olfativa de los consumidores, partiendo de la premisa de que es el sentido que mayor impacto genera en los usuarios, transportándolos a diferentes momentos de sus vidas.

¿Qué datos tenemos?

Según un estudio realizado por la universidad Rockefeller el sentido del olfato es el que más recuerdos nos trae. Las personas somos capaces de recordar un 35 % de lo que olemos, frente a un 5 % de lo que vemos y a solamente un 2 % de lo que oímos.

Este estudio nos da la clave para comenzar a pensar que si colocamos un difusor de aromas en nuestro negocio, siempre y cuando hayamos seleccionado cuidadosamente el aroma que vamos a utilizar, podremos influir en el subconsciente de nuestros clientes.

Existen datos que nos muestran que escogiendo un difusor de aromas adecuado en nuestros establecimientos podremos aumentar hasta en un 20 % la predisposición de nuestros clientes a comprar. El 80 % de la publicidad está enfocada en el sentido de la vista, mientras que el 75 % de nuestras sensaciones son influenciadas por el olfato.

Con todos estos datos podemos augurar un enorme crecimiento del marketing olfativo, que no ha hecho más que comenzar a implementarse gracias al difusor de aromas.

El marketing olfativo en el ámbito laboral

El mundo del marketing ya no se centra en el producto, sino que busca generar y aportar experiencias a los clientes. Esto sucede porque las compras que realizan casi nunca son fruto de una decisión tomada conscientemente. Las compras son algo visceral, algo emocional. Debemos crear una emoción en el cliente para que desee comprar nuestro producto. ¿Cómo podemos hacer esto? Usando un difusor de aromas y técnicas de marketing olfativo.

La mejor opción es crear una fragancia personalizada, que se base en las características de nuestro negocio. Buscamos transmitir una imagen, unas ideas, llegar a un público determinado… el difusor de aromas que seleccionemos, por tanto, debe ser algo muy cuidado y que siga la línea de todos los demás aspectos de la empresa. Debe estar enfocado tanto en nuestro cliente ideal como en las sensaciones que queremos transmitir.

Escoger un buen aroma corporativo significa dar un paso adelante en nuestras estrategias de marketing. Nos ayuda a potenciar nuestra marca, a posicionarla mejor en el mercado y a que nuestros clientes perciban nuestras diferencias con la competencia.

En AromatizaMe contamos con difusor de aromas para empresas, además de con profesionales que orientan y ayudan a escoger el aroma adecuado.

Recent Posts
2 comentarios
  • Rosa Linda García
    Responder

    Hola qué aroma recomiendan, en mi empresa nos dedicamos hacer talleres y cursos hechos a la medida con aprendizaje acelerado.

    Gracias saludos!!

    • Lara García
      Responder

      Hola Rosa Linda,

      Escríbenos un email a quebienhuele@aromatiza.me con todas tus dudas, y juntos diseñaremos el aroma que más vaya con tu empresa. Un saludo

Dejar un comentario

CONTACTAR

¿Tienes alguna duda?. Envíanos un email y te contestaremos lo antes posible.

¿No se puede leer? Cambiar texto.